Una ruta por las bodegas de Lisboa

Lisboa tiene mucho que ofrecer al visitante. En este caso, vamos a conocer sus vinos a través de la visita de varias bodegas. La ruta arracna en la plaza del Comercio.  En concreto, en el  antiguo Palácio da Bolsa, se encuentra ViniPortugal, que gestiona y promueve los vinos de Portugal.

Portugal dispone de más de  350 clases de uva.  Sus vinos van más allá de los coocidos Oporto y Vinho Verde. En ViniPortugal  se puede disfrutar con catas a buen precio en un ambiente, servicio e información de lujo.

Visita bodega de vino en Lisboa

Casa Agrícola Horácio Simões en la región de Lisboa

Lisboa cuenta con unos vinos de gran calidad con un alto grado de acidez, suaves, afrutados y ligeros, así como muy potentes y con personalidad propia, como el moscatel de Setúbal o el generoso de Carcavelos.


A 45 kilómetros de Lisboa y atravesando el  puente colgante 25 de Abril, se encuentra Palmela, en el estuario de Setúbal. En este lugar, en la Quinta do Anjo, se alza  la Casa Agrícola Horácio Simões.

Se trata de una típica bodega familiar que data de 1910 y continúa elaborando sus vinos de manera artesanal en sus propios lagares. Se comercializan  dos variedades regionales de tinto y blanco y tres DO (Moscatel de Setúbal, Moscatel Roxo y Tinto Palmela) La bodega se puede visitar, siempre con previa reserva, y las catas valen desde 10 euros por persona; además, existen otras actividades enoturísticas como paseos en barco.

Cerca se encuentra otra bodega familiar también centenaria, Venancio da Costa Lima (1914, Venanciodacostalima.pt). Entre sus premiados vinos sobresale  un rosado joven, elegante y con un gran perfume a frutos silvestres.  Resulta perfecto para un aperitivo o bien para acompañar pescados y mariscos. También hay que probar su  singular moscatel, que se ubica entre los mejores del mundo.

Esta bodega realizar catas, visitas guiadas, previa reserva, y maridajes con productos regionales, como el sabroso Quejio de Azeitao, similar en sabor y textura a la Torta del Casar.

Por último, al norte de Lisboa y a unos 30 minutos por carretera, se halla Torres Vedras, conocida por sus viñedos y por sus proyectos de turismo sostenible. En este sitio, destaca la  joven e innovadora bodega AdegaMae. Ubicada en la Quinta de Archeira, cercana al Océano Atlántico, llama la atención por producir unos vinos bastante originales, marcados por una refrescante acidez natural y una fuerte mineralización.

Estas  bodega programa actividades y eventos pioneros alrededor del sector del vino como las singulares catas a pie de playa. Se trata de toda una experiencia sensorial que se puede disfrutar frente a las  imponentes olas atlánticas de Santa Cruz.

2 ComentariosDejar un comentario

Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada. Campo requerido *